Una disgresión, de alguien que pretende dedicarse a escribir. Una especie de collage irregular, con ideas, uno que otro chiste, algún titular de diario, canciones, inquietudes, cualquier cosa que me diga algo, y que le diga algo a los demás.

julio 10, 2006

¿Tan italianos?


¿Tan italianos? Eso me pregunto yo después de la final del mundial. Osea, evidente que vi el partido aunque no soy para nada futbolera, y evidente que quería que ganara Italia. Mal que mal dicen que desde los 0 a los 6 años, se te graba en el disco duro toda la información que te marcará en el futuro, y buena parte de esos años (al menos desde los 4 hasta los 17) los pasé en un entorno en donde todo giraba en torno a Italia.
En la Scuola (léase colegio), como en casi todos los colegios de colonia, nos enseñaban a leer y escribir en italiano antes que en español y después cuando recién como en cuarto básico nos metían “castellano” que ahora es “Lenguaje y comunicación”, nos quedaba la embarrá con las letras, las terminaciones y las equivalencias … puras confusiones, a veces todavía escribo architectura en vez que arquitectura, sólo por dar un ejemplo.
Ayer quería que ganara Italia y aunque no entiendo mucho de fútbol, supongo que toda la segunda parte del partido estuvo bien FOME, por que me aburrí un montón y al parecer no soy la única por que tengo compañeros de trabajo que sin ninguna vergüenza me confesaron que se quedaron dormidos.
Después del partido me fui al centro (de Santiago) a juntarme con una amiga para ver una obra de teatro “AYER” dirigida por Pato Pimienta, que desafortunadamente se suspendió, pero lo intentaré el próximo fin de semana.
Bueno, el punto es que al pasar por Plaza Baquedano, más conocida como plaza Italia, estaba lleno de personas con camisetas azules, banderas, gritos, bocinazos, etc y todo pro Italia, celebrando la victoria. Y está bien, supongo, solo que aunque yo aprendí a leer y escribir primero en italiano y después en español, aunque me disfrazaron de napolitana y bailé tarantella para más de algún 2 de junio cuando chica, aunque me encanta el Rivoli y su guapísimo chef Massimo, aunque lloré al ver de verdad “El nacimiento de Venus” de Boticelli en la Galerías de los Oficios en Florencia, etc, etc, etc … así y todo mi supuesta italianidad no me dio para tanto como para salir a festejar a las calles, lo encuentro un poco engrupido, es como apropiarse de un triunfo que no es nuestro. Por eso me pregunto, de verdad, de verdad ¿Tan italianos? Y nada yo también me alegré con el triunfo y me parece bien que otros quieran celebrarlo, sólo que yo espero celebrar algún día un triunfo de Chile. ¿Mucho? Acá daría el tema para otra entrada, por ejemplo por qué es tan importante un triunfo en fútbol para los países, esa ilusión a qué otras carencias responde?
Bueno volviendo al tema, bien por Italia, bien por los que gustan del fútbol y bien por quienes quisieron celebrarlo, pero yo a propósito de todo esto me acordé por qué me gusta Italia, y qué es lo que más me gusta de Italia, y la respuesta fue decididamente una: Por el rock de Celentano.
Hay muchos otros aspectos de Italia que me fascinan (toda su riqueza y complejidad artística, histórica, cultural), pero lo que más me mueve y no me ha defraudado nunca es Adriano Celentano, su música y su histrionismo.
Tanta introducción para llegar a Celentano … pero así se fueron encadenando las ideas en mi cabeza hasta llegar a esto, fui fiel a mi proceso metal, recuerdos – imágenes – palabras – sonidos – Celentano. Y claro hay otros muy buenos, pero el más rock, el más rompe esquemas es sin duda él.
Tengo una compilación titulada “Le origini di Celentano” que es demasiado buena, sobre todo el primer disco, es tan arriba, que me ha funcionado para llenarme de energía incluso en los minutos más oscuros. Tiene tanta fuerza, desorden, ímpetu, que se yo … rock para resumir en una palabra.
Y es que este milanés se las trae, empezó a exhibirse como cómico e imitador en los cabaret de la región hasta que debutó oficialmente como cantante, y de ahí nadie pudo pararlo más. Además de cantante ha hecho películas (como director y como actor), programas de televisión y cuanta cosa se le ha ocurrido, todo con el desenfado que lo caracteriza.
Hoy descubrí que tiene una página que está total

http://www.clancelentano.it

El idioma italiano (al menos para leerlo) es bastante comprensible, y si no igual está lo opción de leer este sitio en inglés. Si no te manejas con ninguno de los dos idiomas igual te aconsejo que la visites, por que su sistema de navegación es bien original y la gráfica (usando mucho collage) es muy creativa y cautivante.

¿Cómo se presenta Celentano en su sitio?

Acá algunas pistas:

¿Quién es Adriano Celentano?
Un dispositivo único de armonías, acuerdos y desacuerdos.
Un irregular.
Cantante, polemista, actor, director, productor, bailarín, compositor, inventor de ritmos, creador de espacios musicales, televisivos, cinematográficos, mentales, humorista ecologista.
Inaprensible, no sabrás nunca quién es de verdad y cual será su próximo complot planetario. Que hará volar por el aire certezas y pensamientos de “sentido común”.
Adriano es como el rayo verde que se entreve ciertos atardeceres sobre la línea del horizonte, y que anticipa un evento.
Pausas de silencio.

Hacer rock con la lengua italiana quiere decir despedazar las palabras, asentarlas en un modo absurdo, masticarlas y devolverlas afuera como un lenguaje marciano, intermitente. La nueva fonetica está hecha a la mediad de Adriano, y con varias modulaciones llegará a ser patrimonio común de un grupo de artistas performer.
Adriano universaliza la nueva lengua en sus hits musicales Celentano, es el rock, es la transgresión.
Svalutation tiene el ritmo de la metrópolis, absorbe el rumor de fondo de la modernidad, late con ironia las palabras de la política. Al escucharlo hoy día dice: la obsesión es la amargura, la rabia es la anarquía, es como una metralleta de sonidos que se re despiertan del sonido de la “normalidad”.

Bueno un poco ególatra, auto referente, verborreico, lo que quieran, pero si han escuchado “24 mila bacci” o cualquier otro de sus temas, coincidirán conmigo en que es imprescindible.

Aclaración: La foto es de verdad Adriano Celentano, pero lo que observa es la celebración en Plaza Italia (Santiago) del triunfo de los Azurri (me carga cuando lo pronuncian mal en la tele como si fuera con S en vez que con Z).

En fin … en el fondo igual me emocioné.

10 Comments:

Blogger Boz said...

uch me perdi 3 post, sorry pero es q actualizas muy rapido jojo.

exacto yo no se pq se sienten triunfadores personas q algunas tuvieron su tataratataratatara abuelo italiano, cuando son más shilenos q el McDonald.

y genial no me di ni cuenta cuando pasamos de hablar de futbol a hablar de celantano y el rock, excelente, bajare algun disco de él para conocerlo.

salu2 y despues leere los otros 2 post pq ahorita mi cuate debo studiar.

9:15 p. m.

 
Blogger Neblina said...

Roxi:

Es cierto… ¡Que rápido actualizas! Yo aunque quiera no lo hago tan seguido ya que tengo que inspirarme “lo suficiente” para poner otro post, al parecer hasta ahora las cosas que he publicado han gustado. Ya agregué los links, (el tuyo es el primero de la lista) así que ve a echarle un vistazo, ¡quedo mejor de lo que pensaba!, mil gracias por tu ayuda ;)

Mira, recién me vengo enterando de que Italia gano el mundial (que orgulloso estaría mi “nono”) y lo hice por los diarios chilenos ya que acá en Minnesota, nada de nada, aquí el mundial paso sin pena ni gloria y como por ahora no tengo ni cable ni satélite, no lo pude ver. Acá todo es diferente, incluso diferente comparado con los otros estados, a veces pienso que me vine a Marte y no a Minnesota o será que no me acostumbro. Igual eso de andar celebrando un triunfo ajeno no me parece tan raro ya que en chile la colonia italiana y los descendientes son hartos, algo que haya para celebrar porque la selección chilena querida… deja harto que desear (todo el mundo sabe que son malos, ¡malos! y que a los jugadores buenos se los llevan a Italia por más plata, ¡obvio! no hay que tener 2 dedos de frente para mostrarse en Europa, hacerse famoso y ganar dinero), así que me alegro mucho por los Azurri, se lo merecen. Voy también a (como decía una profe que tuve) a cachar onda en la página del rockero italiano que mencionas no lo conozco ni por pelea de cani ja,ja,ja, no es por nada pero me quede pegada con el guapo de Ramazzotti (¿a todo esto, que será de él? Lo echo de menos)


Nos comunicamos,

Un beso y una flor… :)


P.D.: Algo nada que ver:¿Y que paso con el post sobre el comercial de Li-wu-pat?

11:33 p. m.

 
Blogger Viejito Cibernetico said...

Oiga chiquila, antes que todo una confesión: USTED ME CAE MUY BIEN!!!... no cambie...
Pasando al bachicherío, le cuento que fui invitado a ver el partido al Stadio Italiano de Concepción, entre tallarines y pisco sour gritamos los goles de Italia (algo tengo que ver) y celebramos, pero eso de ir a la plaza a celebrar... no pue iñora, sólo fue Antonio, que llegó hace unos años a Chilito, él si que celebró como corresponde... nosotros aún esperamos celebrar el título de Chile (Dios mío!!... que estoy diciendo). Pero por si nunca pasa:

Fratelli d'Italia,
l'Italia s'è desta,
dell'elmo di Scipio
s'è cinta la testa.
Dov'è la vittoria?
Le porga la chioma,
che schiava di Roma
Iddio la creò.

Un bacio.

Il Nono

10:49 a. m.

 
Blogger Raphaela said...

Es interesante...
Cuan Italianos se denominan algunos excepto cuando la pasta está al dentte, la cuna del renacimiento es arte por donde le mires, arquitectura, historia, milenios, mitología, me guío por lo poco que sé
¡Me encantriá estar en el festival de Venecia!...

12:41 p. m.

 
Blogger quejido urbano said...

gracias por linkearme Roxi.

también te linkearé apenas aprenda a hacerlo ... no cacho nada de html.

respecto de chilenos italianados...mmm...creo que Chile carece completamente de identidad. Somos un país arribista y racista, con raíces demasiado heterogéneas, que necesita desesperadamente agarrarse de algún parentezco extranjero. Para escapar a la verguenza de ser sudaca, nada mejor que escarbar en la genealogía (como bien dice boz) a ver si se encuentra algún ascendiente colono, (ojalá europeo) que marque la diferencia con el resto de los mortales. Que chantas, pero que chantas somos... y que tanto con ser "shilenos"?? somos muy rascas? es mejor que ser peruano y peor que ser europeo? es por culpa de nuestra idiosincracia el querernos poco??? porq los argentinos se aman? tan malos los genes que heredamos de los colonizadores españoles, esos q se venían a las américas a hacerse ricos o a escapar de la justicia? tema largo, como para 5 post jejejejeej...... es q me dan cuerda y duro harto rato escribiendo....

en fin. me gustó tu reflexión. buen giro a la música, buscaré al tipo q recomiendas.

Un abrazo.

6:26 p. m.

 
Blogger Ipnauj said...

Me dirijo inmediatamente a Lime Wire a bajar todo lo que pueda de Celentano. Gracias por el dato.

Un gran saludo.

9:48 p. m.

 
Blogger quejido urbano said...

linkeada!

gracias por la página q me recomendaste , hasta me ayudó a ponerle foto a mi perfil, ohhh pero que fácil es!

saludos y nos visitamos

9:29 a. m.

 
Blogger no tenemOs ni tele said...

bueno... podriamos dividir el post en dos. voy a la primera parte... tb me parece absolutamente engrupido celebrar en chilito a los italianos en las calles (a las italianas las celebría siempre}.... y el porqué de esta lokura por el futbol... ufff da para un blog //// a la segunda... solo tolero el rock en español e ingles... una cosa de eduación preescolar (que de no tuve, pero es una metáfora)

2:39 p. m.

 
Blogger Alvaro y sus desvaríos said...

yo tengo hartos amigos "italianos", desendientes de los imigrantes que llegaron a estos valles a inicios del siglo XX. Lo que si me da risa es hay algunos con lo italiano bien diluido y se jurán itálicos, y los que son descendientes directos de italianos son chilenos chilenos.
y me sorprendí bastante cuando saltaste del futbol a ese sorprendente musico que es celentano, habrá que visitar la página del histriónico de adriano .
me quedo con el italiano celentano y no con los "italianos" de plaza italia.

ahí nos vemos ¡¡

6:12 p. m.

 
Anonymous Anónimo said...

hola roxiii !!
yo también, me quedo con los hombres que viven las cosas con pasión e intenidad, sea fútbol o el nacimiento de un niño...en fin, la vida es pasión...y los italianos la llevan en el alma...no en la sangre...
chau,
DMR

12:25 p. m.

 

Publicar un comentario

<< Home