Una disgresión, de alguien que pretende dedicarse a escribir. Una especie de collage irregular, con ideas, uno que otro chiste, algún titular de diario, canciones, inquietudes, cualquier cosa que me diga algo, y que le diga algo a los demás.

agosto 06, 2009

Un monje, un mantra y un sueño

Venía durmiendo en la micro, entre dormida y despierta en verdad, canturreando Idilio de Willie Colón. Y en eso, en la bajada de la pirámide se me apareció un monje zen, al parecer para darme un mensaje clave para mi existencia.

El problema es que lo visualizo claramente parado frente a mi, con su mirada serena, con su armonía, cubierto por una túnica color tierra y un paño amarillo encima, pero no recuerdo ni una sola palabra de lo que me dijo.

Cuando desapareció el monje, me puse instintivamente a cantar Co- Star de The Tears, por que absolutamente SIEMPRE tengo esa tendencia a cantar canciones de amor, incluso cuando estoy más sóla que NUNCA, como ahora. Siempre / Nunca, esas palabras diametralmente opuestas me gustan. Mi padre me llamaría la atención si leyera esta parte, por que dice que yo tiendo a clasificar todo en valores antagónicos, siempre / nunca; bueno / malo; positivo / negativo, etc. y que esa es una visión muy racionalista de la vida que me limita.

Mientras pienso esto sigo cantando Co- Star, me gusta esa parte que dice "the planets align ... I burn from the inside" aunque siempre la deformo y canto "The planet is so live", no sé si está correcta la forma de decirlo, si existe esa expresión en inglés, pero disfruto la idea de tener conciencia de que el planeta está tan vivo. El planeta está tan vivo, se puede percibir a cada segundo, que pena que a ratos lo olvidemos, claro que después de ver el amanecer en los Géiseres del Tatio creo que no podré olvidarlo jamás (afortunadamente), esa energía geotérmica irrefrenable, la tierra quemándose desde adentro, el abuelo llorando ... (Tatio en Kunza es "abuelo que llora").

Me bajo de la micro y la corto de cantar, me quedo en silencio, me produce angustia no recordar el mensaje del monje Zen. Camino en silencio todavía angustiada, para bajar la ansiedad que me genera el no recordar, mis labios y mi alma se ponen de acuerdo, y empiezan solitos a cantar un mantra que me enseñó hace 15 años Calcagni. Aldo Calcagni, que ser humano más excepcional, que ideal sería tenerlo de asesor filosófico en este momento de la vida. ¿Por qué me acordé de Calcagni? por el mantra cuyas palabras extrañas (quizás de una lengua extinta) de significado desconocido que no comprendo pero me hacen bien ?, ¿Por que hoy es el aniversario de la bomba en Hiroshima, y una vez tuvimos una conversación reveladora sobre eso?

Ya en la oficina mientras intento escribir esto, mi ofi está invadida por el coordinador de post venta y el fotógrafo que ya terminaron de hablar, lo que tenían que hablar con el jefe de redes, pero siguen acá atrás generando ruido, y hablando puras estupideces que me abruman, que me descomponen. Sí, neurótica total, que me importa a mí, pero es que hay cosas chicas que me molestan tanto. Anoche por ejemplo en la clase de baile había una mina que antes del giro siempre se saltaba un medio tiempo, adelantándose y eso me tenía irritada de sobre manera aunque en verdad, en la práctica no me influía en nada, por que había espacio suficiente como para que ella se equivocara todo lo que quisiera sin interferir en mis movimientos. Entonces, ¿por qué tenía tantas ganas de zarandearla y decirle estúpida atina?.

Claro, parece que estoy alterada e hipersensible, y es simplemente por que hay cosas que quiero entender y no lo consigo. ¿Cómo se percibe a una persona? Para ayudar a mi inconciente, para ver si me aclaro un poquitito, anoche me quedé dormida con dos cartas del Tarot bajo la almohada. No les voy a contar que cartas eran, pero una era del Tarot de Visconti y otra del Tarot de Macondo.

Todas las veces que me duermo sobre un par de imágenes tan potentes, tengo sueños que recuerdo con facilidad, anoche me soñé de niña caminando sola por la cañada hacia la Iglesia de mi infancia. Iba vestida con una solerita calipso hermosa, e iba muy feliz, claro que muy desabrigada para el frío que hacía. Mi atuendo no era apropiado para esa mañana tan helada, el hielo me quemaba los dedos pero yo estaba muerta de la risa. Repentinamente un adulto tomaba mi mano neutralizando el frío y otorgándome una sensación de seguridad incomparable. Un adulto (de 38 años) que es un amigo mío ahora, en este momento de la vida en que se supone que soy adulta aunque a veces no actúe como tal, ja, ja, pero en el sueño coexistían este amigo de ahora con mi yo de la infancia (en el sueño debo haber tenido 7 u 8 añitos como en la foto del perfil del blog). Después yo soltaba su mano y salía corriendo hasta perderme en el horizonte (y veía todo desde afuera como desdoblada). Después reaparecía en el cerro San Cristóbal sola, ahora a mis 30 años, cantando otra canción de Gilberto Santa Rosa (para variar) y auto formulándome un par de preguntas que no tengo tan claras.

Vuelvo a mi amigo del sueño, el que me tomaba la mano siendo tan niña. Creo que el no es muy bueno para recordar sus sueños, pero ¿ soñará ocasionalmente conmigo?.

5 Comments:

Blogger arawaco said...

¡¡Hola Roxi!!!
Lástima lo del monje., muchas veces no vemos porque no queremos, pero tranquila que tu subconsiente si recibió el mensaje., ahora hay que ponerlo a flote.

Y en cuanto a la gente y las cosas que dice, pues paciencia ;) hay gente que es muy boba, pero qué más le vamos a hacer ;)
Y tu sueño... «amistad y no sabemos si más con alguien que conoces desde hace tiempo»
«
¡¡Gracias por pasar por mi blog y
leerme,!!
En cuanto a tu pregunta: sí, es para una mujer ya veremos que tan lejos se llega ;)

2:06 p. m.

 
Blogger Mariana said...

Si tambien soño con vos, bueno, a prestar mas atencion a ese amigo, no?
Y calma, ya vas a recordar el mensaje del monje en el momento adecuado...
Saluditos!!

6:59 p. m.

 
Blogger Pamela said...

Siempre que vengo a tu blog me quedo pegada en la foto de tí cuando pequeña, es una foto muy potente y que me hace pensar en la Roxi de hoy, por que siempre la llevarás dentro. Los sueños, las micros, los bailes, el Tarot, Jodorowsky! mucha cosa en muy corto tiempo. Take a break!

7:38 p. m.

 
Blogger arawaco said...

Pero siempre los pies sobre la tierra con capacidad para volar

10:39 p. m.

 
Blogger Cathyta... said...

Ese sueño en particular no me lo habías contado... Lo del monje Zen sí jaja

A ver si algún día recuerdas sus palabras...

besos

8:26 p. m.

 

Publicar un comentario

<< Home